Lucía Martín. Sus vajillas, pintadas a mano, son como un lienzo: blanco impoluto en el que la artista plasma sus animales, formas orgánicas, plantas… Desde su taller madrileño decora las mesas con sus vajillas de loza y porcelana.

Comment